Cuando llegas a Japón, además de mudarte a tu nueva casa y hacer amigos, solo te queda hacer una cosa más, aunque un poco más engorrosa: una visita a la oficina del ayuntamiento en Japón. Esta visita es importante y supone uno de los desafíos más complicados a los que tendrás que enfrentarte cuando comiences a vivir en Japón, incluso si hablas japonés con fluidez. Sin embargo, no es una misión imposible y, con una pequeña guía, podrás salir airoso de ella. A continuación te presentaremos todo lo que necesitas saber sobre la oficina del distrito japonesa.

Qué es y cómo desenvolverse en ella 

La oficina del ayuntamiento en Japón (区役所 kuyakusho) es el equivalente de la oficina del gobierno local o del distrito. Al igual que en otros países, las funciones que cumplen son muy variadas. Algunos servicios incluyen registro del domicilio, nacimientos, defunciones, matrimonios y pagos de impuestos, entre otras cosas.

Las oficinas del distrito japonesas son diferentes en cada distrito, dependiendo del tamaño del área, pero normalmente están divididas en diferentes secciones. Así que, cuando llegas allí por primera vez, tan solo tienes que ir al mostrador de información para que un miembro del personal te indique a dónde tienes que ir. El personal de cada servicio es diferente, así que prepárate para acudir a más de una sección en tu viaje a esta oficina.

También debes tener en cuenta que no todas las oficinas tienen personal que hablen otros idiomas o incluso inglés. No obstante, a falta de eso, tienen un tipo de sistema de guía en su lugar. Este sistema comprende desde documentos bilingües en japonés e inglés hasta intérpretes disponibles por teléfono, pasando por personal voluntario que puede ayudarte a traducir. Recuerda estar preparado para este choque lingüístico. Y lo más importante: ser cordial y paciente.

¿Qué se puede hacer allí? 

Registro del domicilio 

La razón más importante para acudir a la oficina del ayuntamiento en Japón es para registrar tu dirección de domicilio cuando te mudas a tu nueva casa. Esto debe hacerse durante los primeros catorce días a tu llegada a Japón. Solamente tendrás que rellenar un formulario con tus datos personales y tu nueva dirección. Esta información se procesará y se imprimirá en el dorso de tu nueva tarjeta Zairyū (tarjeta de residencia).

Si cambias de domicilio deberás ir de nuevo a la oficina del distrito para actualizar tus datos. Si te mudas a otro distrito tendrás también que acudir a la oficina del distrito de tu actual domicilio y comunicarles tu nueva dirección. Ellos te proporcionarán un certificado de traslado. Así que, cuando vayas a la nueva oficina para registrar tu dirección, tendrás que aportarles este documento.

Impuestos

Seguramente necesitarás pagar un impuesto de residencia cuando te hayas mudado a tu nueva casa en Japón. Este servicio también se lleva a cabo en la oficina del distrito. La cantidad dependerá de dónde vivías el 1 de enero. El porcentaje se calcula con respecto a los ingresos que obtuviste el año anterior en Japón. Por lo tanto, debes hacer una declaración de estos ingresos entre febrero y marzo de cada año en esta oficina.

Seguro de salud

Dependiendo de tus circunstancias, puede que necesites inscribirte en el seguro de salud japonés. Si no estás cubierto por otro seguro, como el de trabajador, entonces necesitarás registrarte en la oficina del ayuntamiento. Cuando registres tu nueva dirección, es probable que te redirijan al Departamento de Seguro de Salud. El proceso es similar al del registro de tu domicilio, con el correspondiente formulario y presentando tu tarjeta Zairyū.

Después de esto, recibirás una tarjeta de seguro médico que tendrás que presentar al personal pertinente cuando acudas al médico o vayas al hospital. En la oficina del distrito te darán varias facturas para pagar el seguro. Es un pago mensual que te permitirá pagar tan solo el 30% del coste total del tratamiento cada vez que vayas al hospital, en lugar de tener que pagar el precio total. Los pagos se calculan en función de tus ingresos del año anterior en Japón. Así que el precio será bajo para los nuevos residentes.

Al igual que con tu nueva dirección, deberás notificar al departamento correspondiente cuando cambie de distrito, ya que los pagos se realizan en función del distrito.

My Number

Además de la tarjeta de residencia y el seguro de salud, puede que también necesites registrarte en My Number lo antes posible. Aunque no es imprescindible, échale un vistazo a nuestra guía de My Number para saber si te compensa obtener uno. Una vez que te envíen el formulario de registro, podrás ir a la oficina local para hacer las consultas que necesites sobre este proceso.

Registro del sello 

Como ya habrás podido comprobar, algunas personas usan con frecuencia sellos para firmar documentos en lugar de una firma. A pesar de que en algunos bancos y organizaciones te permiten firmar, puede que también te compense obtener tu propio sello. La oficina del distrito es el lugar para hacerlo. Deberás ir al departamento de registro familiar o al departamento de residencia, dependiendo de tu oficina. Tan solo necesitarás traer contigo tu nuevo sello y tu tarjeta Zairyū.

Registros generales 

Una de las principales funciones es la de realizar registros. Así que si eres afortunado y te casas o tienes un hijo en Japón, entonces también tendrás que acudir a esta oficina para llevar a cabo el correspondiente registro.

Apoyo

Dependiendo del tamaño de la oficina de tu distrito, puede incluir también numerosos servicios de apoyo. Uno de ellos es el apoyo para empleo, ya sea para buscar trabajo o para prepararte para una entrevista de trabajo.

Por desgracia, este servicio lo prestan mayormente en japonés. Por lo que te recomendamos investigar un poco antes de ir.

Consejo

Algo en lo que no piensas que la oficina del distrito japonesa puede ofrecerte es consejo. Pero lo cierto es que en cada oficina también pueden ofrecerte información útil sobre la vida en Japón. Algunos incluyen una lista de clases grupales de japonés, lo cual es un buen complemento para tus clases ordinarias de japonés. También anuncian grupos y clubes locales que no te resultaría fácil encontrar de otro modo. Para asuntos más serios, también ofrecen preparación y consejos para desastres naturales y otro tipo de información útil. Con esto se aseguran de que sabes cómo actuar ante determinadas situaciones. Por último, pueden facilitarte información sobre diversos servicios disponibles, como bibliotecas, centros de deporte, parques y mucho más.

Como puedes ver, hay muchas cosas que necesitas hacer en tu oficina del ayuntamiento en Japón, pero también te sorprenderá todo lo que esta te ofrece para comenzar tu nueva vida en Japón. Así que acude allí tan pronto como puedas y comprueba todo lo que puedes descubrir sobre tu área.

Original traducido por María del Carmen Baena Lupiáñez