Vivir en Fukuoka es privilegiado. La ciudad fue calificada como una de las ciudades más habitables del mundo durante varios años consecutivos. Es la cuarta área urbana más grande de Japón con una población de 1,5 millones de habitantes. Tokio, por otro lado, tiene una población de 9,5 millones.

La ciudad es cercanamente equidistante a Tokio, Sangai y Seúl, lo que la convierte en un lugar ideal para tomar unas cortas vacaciones hacia y desde Asia. Fukuoka es descrita como espaciosa, relajada, amigable, con un cómodo medio de transporte. Si aún no estás convencido, sigue leyendo para ver qué hace que vivir en Fukuoka sea tan maravilloso.

Dazaifu Tenmangu Shrine 

Entre la naturaleza y la vida urbana

Vivir en Fukuoka supone un hermoso equilibrio entre la vida urbana y la naturaleza. Equipada con transporte público y una animada vida nocturna, cuenta con numerosos parques, ríos, playas y santuarios.

Ohori Park

El parque Ohori fue originalmente un foso para el castillo de Fukuoka que se abrió al público en 1929. Hay tres pequeñas islas en el medio del estanque con puentes que conectan entre sí para que los visitantes puedan disfrutar de las impresionantes vistas junto al agua. El parque tiene muchos senderos que lo convierten en un lugar popular para el footing, andar en bicicleta, pasear a las mascotas y caminar tranquilamente por el estanque del centro.

Dazaifu Tenmangu Shrine 

Uno de los más pintorescos floreceres de ciruelo se puede disfrutar en el Santuario Dazaifu Tenmangu (大宰府天満宮) de Fukuoka. El santuario está dedicado al espíritu de Sugawara Michizane, un erudito, político, y poeta del periodo Heian que fue venerado como el dios del aprendizaje. Más allá de la entrada, los visitantes encontrarán un estanque con la forma del kanji de corazón (心) bajo unos puentes que conectan dos masas de tierra, y representan el pasado, el presente y el futuro.

Motsu nabe in Fukuoka

La famosa cocina de Fukuoka

Fukuoka es conocida por ser el origen de varios platos de autor japoneses. Vivir en Fukuoka significa encontrar comida que destaca por su sabor, mucho más barata en comparación con otras regiones de Japón.

Muchos afirman que Fukuoka es el mejor sitio en que comer ramen. Al fin y al cabo, dos cadenas de ramen reconocidas internacionalmente, Ichiran e Ippudo, son originarias de la ciudad. El famoso plato de Fukuoka es el ramen Hakata, una humilde y sabrosa sopa hecha con fideos finos y un rico caldo tonkotsu de hueso de cerdo. El plato lleva el nombre de Hakata, una ciudad antaño independiente que ahora es un barrio de Fukuoka.

Los fans del mentaiko pueden probar el Karashi mentaiko (辛子明太子), que es una hueva de abadejo marinada en salsa de pimientos rojos acompañada de arroz, o pasta caliente. Aunque el nombre del plato incluye «chile», no es necesariamente picante. El distintivo sabor umami proviene de las huevas que se remojan en el chile.

Motsunabe (もつ鍋) es un guiso hecho con carne de vacuno, o despojos de cerdo. Conocido como el «soul food» de la ciudad, este plato puede disfrutarse todo el año. Los despojos se derriten en la boca y añaden riqueza al caldo de la sopa. A menudo se hace con miso, salsa de soja, katsuo, o algas, creando en conjunto una deliciosa base sobre la que cocinar verduras y fideos champon.

Para aquellos que quieran probar de todo, hay alrededor de 150 yatai (屋台). Puestos de comida callejeros que se encuentran a lo largo de las carreteras populares, parques, y riberas de los ríos. Comer en un yatai es una experiencia íntima. Con un espacio tan pequeño, cada establecimiento sólo puede acomodar a un puñado de comensales a la vez, sentados muy cerca del chef. En este tipo de tienda generalmente se atiende por orden de llegada.

Fukuoka yatai

Arte, cultura y shopping en Fukuoka

Museos de Fukuoka

Tres de los museos más populares de Fukuoka son: Museo de la Ciudad de Fukuoka, Museo de Arte Asiático de Fukuoka y Museo de Arte de Fukuoka. El museo de arte está situado justo al lado del Parque Ohori y contiene tanto esculturas antiguas como pinturas modernas de Joan Miró y Salvador Dalí. Los visitantes pueden encontrar facilmente el museo gracias a una de las esculturas de calabaza con lunares de Yayoi Kusama que se encuentra en la entrada.

Desde grandes marcas hasta boutiques locales

La escena shopping de Fukuoka llevó a la revista de estilo Monocle a acuñarla como «Retail City«. El centro de Fukuoka tiene varias boutiques de moda de grandes marcas. Muchos compradores de Asia vienen específicamente a comprar marcas japonesas. Sin embargo, también hay boutiques locales en el barrio de Imaizumi. Los compradores pueden deleitarse con artículos hechos a mano, papelería única, o ropa especial de diseñadores locales.

Otras ventajas de vivir en Fukuoka

Fukuoka es un lugar encantador para vivir, con buena comida, compras, cultura y un ritmo de vida mucho más relajado. Por encima de todo, Fukuoka tiene un coste de vida mucho más bajo que otras grandes ciudades, como Tokio. También hay una escena emergente de comercios que acogen a empresarios extranjeros. Y muchas oportunidades para enseñar inglés, trabajar en la industria de la hospitalidad, en el mundo académico, o en los negocios.

Si te gusta leer más sobre la cultura japonesa o tienes curiosidad por saber cómo estudiar en Fukuoka, asegúrate de seguir el blog de Go! Go! Nihon.